jump to navigation

Una Reflexión: Protección de Menores – Asignatura Suspendida 15 de noviembre de 2012

Posted by elblogdeangelucho in Artículos.
Tags: , , , , , , , ,
7 comments

   Quiero haceros llegar a todos una reflexión muy personal que voy a intentar plasmar en esta entrada “excepcional”, sin los toques de humor que suelo incluir en mis mensajes, ni tan siquiera una sola imagen. Para mi la situación requiere toda la seriedad y claridad posible.

   No pretendáis leer una entrada sobre seguridad en la red, porque en esta ocasión me voy a salir de mi propio guión.

   Acabo de leer una lamentable noticia y ello me hace reflexionar. Mi apreciación es  que en España la protección de menores es una ASIGNATURA QUE TENEMOS SUSPENDIDA

   Recientemente éramos conocedores de un dramático suceso que ocurrió muy lejos de nuestras casas, la joven  Amanda Todd, una adolescente canadiense de 15 años se suicidó tras pedir ayuda a través de un vídeo en Youtube. O como el caso del joven estadounidense Jamey Rodemeyer de 14 años que se suicidó también a causa del bullying. Como parte de los lamentables ejemplos de las consecuencias de este tipo de acoso en el que tanto la víctima como el autor o autores son menores de edad, dando mayor dramatismo, si cabe, al asunto.

   El caso de la adolescente canadiense provocó reacciones mediáticas en medio mundo, que llevaron incluso al cambio de legislación en Canadá.

   Está claro, esto solo pasa en las noticias y lejos de nuestras casas, a nosotros eso nunca nos puede suceder, somos especiales y estamos inmunizados.

   Y ese es precisamente el problema, que al leer este tipo de noticias ya entran en nuestras vidas como algo rutinario, algo normal que además es muy lejano a nosotros.

   ¡Pues no señores, no es así!, ayer se podía leer en la prensa que una cría se ha quitado la vida al no poder soportar la situación por la que estaba pasando. Presuntamente, la pobre, estaba siendo acosada y la única vía de salida que vio para terminar con su sufrimiento ha sido a través del suicidio. En esta ocasión el lamentable suceso ha ocurrido en la provincia de Ciudad Real, España.

   No es el único caso en España, hay muchos casos similares, y como ejemplo de otra víctima de “bullying”, un chaval de 14 años que, en el año 2004, se arrojó al vacío cerca de su casa, en Hondarribia. Llevaba un año siendo víctima de las burlas de sus compañeros de clase.

   Y tantos otros.

   Por suerte no siempre terminan así estos casos de acoso escolar o entre adolescentes, pero no por ello dejan de tener consecuencias muy graves, la peligrosidad de este fenómeno puede llevar a generar graves secuelas psicológicas para las víctimas que no saben cómo solucionar su problema o no ven una mano que les ayude a salir de su “profundo pozo de sufrimiento”.

   No voy a centrarme a los recientes y lamentables acontecimientos para evitar hacer un “juicio” individualizado de un hecho concreto. Voy a generalizar que si cabe hace más lamentable el resultado de reflexión que me lleva a la apreciación de que, en España,  ESTAMOS SUSPENSOS en proteger a nuestros menores, y yo el primero.

   En el momento que conozco este tipo de noticias me siento fracasado en mi propósito de evitar este tipo de lamentables sucesos. Fracasado porque según la teoría de los seis grados algo falla en mi cadena. Las redes sociales se basan en la teoría de los seis grados, Seis grados de separación es la teoría de que cualquiera en la Tierra puede estar conectado a cualquier otra persona en el planeta a través de una cadena de conocidos que no tiene más de seis intermediarios.

   Esta teoría defiende que las personas tienen un contacto, que a su vez tiene otro y otro y así hasta 6 que unen a cualquier persona. Si es ciera esta afirmación yo no he llegado a ellos para ayudarles y evitar el desenlace y por eso es para mi un fracaso.

   Pero ahora profundizo más todavía en mi reflexión después de ponerme yo el primero en la lista de fracasos, y os invito a todos a hacer lo mismo.

Al igual que yo he fracasado considero que nuestros gobernantes, legisladores así como las autoridades que tienen  potestad para juzgar también están fracasando.

   Sin querer llegar a los “parámetros legislativos” de la inquisición considero que las leyes tienen que evolucionar igual que lo hace la vida, y que como quedó de manifiesto en mi reciente entrada, sobre la responsabilidad penal de los menores, nos encontramos ante un grave problema en el que tanto el autor como la victima son adolescentes. Como estamos comprobando, en ocasiones, las victimas deciden terminar de forma radical con su sufrimiento quitándose la vida al no ver otra alternativa, pero ¿y el autor?, ¡claro como es menor…! pero tal vez se lleve una regañina.

   Señores gobernantes, cambien las leyes que haya que cambiar para evitar que estas desgracias sigan sucediendo, adaptemos las leyes a la vida que vivimos en la actualidad y que tanto necesita que desaparezcan tantas “lagunas” legales, informemos a quien hay que informar y eduquemos a quien tengamos que educar. Mi apreciación es que están ustedes fracasando.

   El sistema educacional español no debe de estar haciéndolo muy bien, y les digo porque. No me creo que ante un caso de Bullying o ciberbullying el menor decida suicidarse ante un hecho puntual. Estoy seguro que lleva un proceso, lleva un tenebroso día a día para el menor, que harto de soportar la situación es cuando decide quitarse la vida. Sobre esta afirmación, y si hay algún experto en la sala, que levante la mano y me quite la razón.

¿Me van a decir que los centros escolares están preparados para detectar estos casos? ¿Me van decir que existen protocolos y alertas que se activan en el momento que detectan algún caso? Si la respuesta es sí, tengo la sensación que están fracasando, y si la respuesta es no… mi apreciación es que están ustedes fracasando.

   Al igual que yo he fracasado considero que las organizaciones, fundaciones, colectivos, asociaciones, públicos y privados, y que luchan por la protección de menor están fracasando.

   Están fracasando porque no han conseguido llevar el mensaje a quien lo necesita, el mensaje hay que hacerlo llevar a la base del problema.

   Ningún arquitecto tendrá la ocurrencia de construir una casa por el tejado, siempre empieza por los cimientos. Los cimientos en este caso son los centros escolares, puntos de reunión de los principales perjudicados en todo esto, los críos, tanto victimas como autores. El buyillying y el ciberbullying es una peligrosa moda cada vez más presente en sus círculos. Pero al igual que los menores en estos centros también se dan cita los responsables de la educación de los niños, me refiero a padres y educadores que también necesitan ser guiados ante estas situaciones, formados para poder detectar el problema y sobre la forma de afrontarlo y reaccionar para evitar estos lamentables sucesos.

   ¡Señores!, vamos a dejarnos de tonterías, hay trabajo para todos, reúnanse, compartan líneas de colaboración, ayúdense, si realmente lo que buscan es proteger a los menores.

   Les pongo un ejemplo, los hackers, que tan malos son y siempre saco a relucir. Estos personajes se dedican en su vida rutinaria a la seguridad, una profesión en la que se mueve bastante dinero, un negocio. Pues bien, estos bichos raros se reúnen en congresos, comparten sus avances, el resultado de sus investigaciones. Congresos en los que ellos mismos tienen que sufragarse sus desplazamientos y estancias. Termina el congreso y cada uno vuelve a su rutina haciendo uso de lo que han aprendido y compartido.

   La finalidad es la misma para todos ¿no?, en este caso proteger a quien lo necesita, a los niños y adolescentes ¿Por qué eso es lo que buscan, verdad? ¡Espero que sí! Y además estoy seguro que hay trabajo para todos, al igual que en cuestiones de seguridad informática. Pero señores, sinceramente, mi apreciación es que están ustedes fracasando.

   Al igual que yo he fracasado considero que padres, tutores y educadores estamos fracasando.

   Estamos fracasando porque no estamos educando a nuestros hijos y alumnos como deberíamos. El ser humano es tirano desde el momento de su nacimiento. Y los niños no dejan de serlo, en el colegio “explotan las vulnerabilidades” de sus compañeros, se ríen de sus defectos físicos o psíquicos, de su forma de hablar, de su religión, ideología, condición o raza. Mientras tanto los que tenemos el papel de educarles les reímos las gracias.

   Estamos fracasando porque tampoco queremos ponernos al día en conocer estos problemas, no nos engañemos, que no solo suceden en internet, y lejos de nuestras vidas, seamos conscientes de que es un problema demasiado generalizado y para nada virtual, al contrario, como ven los suicidios son muy reales.

   Estamos fracasando porque si un niño considera que el suicidio es su única vía de salvación es porque no está teniendo el apoyo que necesita de sus familiares y educadores.

   Al igual que yo he fracasado considero que quien se dedica a difundir seguridad en internet, especialmente hacia los menores está fracasando.

   Precisamente por el mismo principio de la teoría de los seis grados, y por ello siento deciros “cibercompañeros”, que vuestra cadena también tiene algún fallo y que mi apreciación es que vosotros también estáis fracasando

    Estamos fracasando todos, pero a lo mejor esta reflexión pueda hacernos reaccionar e intentar subir nota y con ello evitar que estos acontecimientos vuelvan a ser noticia.

   No quisiera que os sintáis ofendidos por lo que os digo, pero si os quisiera pedir el favor de que  hagáis la misma reflexión que yo acabo de hacer y que he querido compartir con todos vosotros porque creo que todavía podemos hacer algo.

   Y en el caso de que queráis hacerlo y consideréis que yo pueda ayudaros, deciros que podéis contar conmigo.

   Hoy no me despido como de costumbre con los “lemas” que suelen estar presentes en este blog, solo deciros que si no lo hacemos por ellos…

¡¡¡REACCIONEMOS!!!

   Nos vemos en la red

X1Red+Segura

MENORES EN LA RED: y su responsabilidad penal. 4 de noviembre de 2012

Posted by elblogdeangelucho in Menores en la Red.
Tags: , , , , , ,
3 comments

Desde este blog se ha intentado desmitificar falsos conceptos o creencias sobre ciertos aspectos.

Recientemente, con la entrada “Hackers: Héroes o Villanos”, se intentó aportar un pequeño granito de arena intentando desasociar la idea de que el calificativo de hacker (los GRANDES) era un sinónimo de “ciberdelincuente”.

Tiempo atrás, con la entrada “El peligro de la falsa soledad”, se pretendía abrir los ojos a los que tenían el convencimiento de que los menores se encontraban seguros en las soledades de sus habitaciones con la sola compañía de una conexión a Internet.

Cuando el menor, es el responsable de ciertas actividades delictivas cometidas a través de Internet, lo es en la mayoría de los casos por la creencia del falso anonimato que nos otorga la red, pero en la mayoría de las ocasiones lo son ante el convencimiento de que “¡Como soy menor no me pueden hacer nada!”

Muy lejos de la realidad en ambos casos. Aunque en cuanto al anonimato en la red es cierto que se pueden “camuflar” las conexiones a internet, pero estas acciones no resultan tan efectivas como se pretende, y menos en estos casos en los que se limitan a cambiar su pseudónimo, perfil o correo electrónico.

Con esta entrada vamos a volver a retomar, dentro del apartado MENORES EN LA RED, los peligros que acechan a nuestros menores en Internet, y lo haremos presentando un nuevo peligro, o mejor dicho, una nueva “falsa conciencia” resultante de la combinación de las anteriores . Y no es peligroso por lo novedoso, sino precisamente por la falta de conocimiento de su “realidad”.

Me refiero al extendido sentimiento de que En Internet puedo hacer lo que quiera, nadie me va a reconocer” y ello sumado a otro erróneo concepto de impunidad, “Como soy menor no me pueden hacer nada”.

Los adultos, padres, educadores, tutores, etc., debemos abrir los ojos, debemos ser conscientes de estos conceptos erróneos, si recordáis en otra entrada hablábamos de la necesidad de conocer la fuente de los peligros para evitarlos. Para abrirnos los ojos solo tenemos que conocer la Ley Orgánica 5/2000, de 12 de enero, reguladora de la responsabilidad penal de los menores. (Ver ley)

No voy a entrar en conceptos jurídicos porque para ello tenemos un buen referente en la red, me refiero a mi buen “ciberamigo” y “ciberjurista” Juan Antonio F A, @alegrameeeldia en twitter y que nos acerca el mundo del derecho a los internautas con su blog

http://enocasionesveoreos.blogspot.com.es

Si bien creo necesario transcribir el primero de los puntos del primer artículo de esta Ley:

“Artículo 1. Declaración general.

  1. Esta Ley se aplicará para exigir la responsabilidad de las personas mayores de catorce años y menores de dieciocho por la comisión de hechos tipificados como delitos o faltas en el Código Penal o las leyes penales especiales.”

Creo que con este primer punto del artículo, y que abre la Ley, queda suficientemente claro lo que quiero trasladaros para que seamos todos conscientes y podamos “informar y educar” a nuestros menores para que utilicen la red de forma responsable.

Esta ley viene a decir que los menores mayores de 14 años y menores de 18 son RESPONSABLES PENALMENTE de sus actos, quedando exentos de esta responsabilidad los menores de esas edades, pues en ese caso no se le exigirá responsabilidad penal, sino que se le aplicará lo dispuesto en las normas sobre protección de menores previstas en el Código Civil.

Pero en ambos casos, cuando el responsable de una falta o delito sea un menor de 18 años responderán solidariamente junto a él, sus padres o tutores por los daños y perjuicios causados

MENOR AUTOR

Como queda de manifiesto en la ley que regula la responsabilidad penal del menor, los menores pueden ser responsables de cualquier tipo de delitos que comentan de acuerdo al Código Penal español. Por tanto, sus irresponsabilidades, también conllevarán responsabilidad cuando se comentan a través de la red, al igual que cualquier adulto.

Os preguntaréis que actividades pueden realizar los menores en Internet que pudieran conllevar a estas responsabilidades. Es sencillo, todos hemos oído hablar de los daños provocados en los sistemas informáticos (borrar, dañar, deteriorar, alterar, suprimir, o hacer inaccesibles datos, programas informáticos o documentos electrónicos ajenos), por supuesto hemos oido hablar de injurias, amenazas, ciberacoso (ciberbullying), robo de identidad (usurpación de estado civil) o incluso de acoso sexual, y todo ello por internet. Pues de todos estos delitos o faltas pueden ser responsables los menores, unas veces por desconocimiento de la responsabilidad, otras por inconsciencia del falso anonimato en la red y SIEMPRE por una falta de educación.

De todos es conocido el problema de ciberbullying, recientemente noticia por el lamentable y dramático caso de Amanda Todd, la joven de 15 años que no pudo soportar más el bullying que sufría y decidió quitarse la vida tras los prolongados tormentos a que fue sometida, primero por un despiadado acosador sexual y luego por compañeras y compañeros, amigas y amigos suyos, hasta hacerla sentir acorralada ante el precipicio de la muerte.

El peligroso Sexting, como también vimos en “Los peligros y sus responsabilidades”, no es una actividad delictiva en sí por el mero hecho de enviar a otras personas imágenes “comprometidas” o sexualmente explícitas. El sexting comienza simplemente por una irresponsabilidad de la víctima, en este caso de un menor que envía una imagen a otro menor. Lo que si es considerado un delito es el descubrimiento y revelación de secretos, y eso es lo que se le imputaría a ese menor receptor en el momento que difunda la foto que ha recibido, o conseguido por otras vías, indistintamente del medio de difusión que utilice, a través de mensajes de teléfono móvil, redes sociales, correo electrónico, etc

En un reciente estudio impulsado por un grupo de investigadores de la Facultad de Psicología de Granada desde el 2001, se destaca un llamativo aspecto, y es que «aproximadamente el 50 por ciento de los agresores de abusos sexuales son menores de edad, y dentro de eso hay un grupo de niños, preadolescentes o niños». Lamentablemente demasiado común. En ocasiones, posiblemente, porque el menor comienza a descubrir su sexualidad e inicia su particular “investigación”, escudado bajo la “falsa soledad” de su habitación y el falso anonimato que la red le proporciona al no utilizar su nombre real o falseando su perfil en redes sociales.

También, es de todos conocido, el excesivo número de casos en los que profesores son víctimas “gratuitas” de agresiones físicas que luego son “colgadas” en la red, o psicológicas mediante campañas de ‘bullying’ trasladadas a Internet y las nuevas tecnologías. Los vídeos de móvil, las redes sociales o portales como Youtube son las nuevas herramientas de algunos alumnos para arremeter contra sus maestros.

Por todo ello tenemos, y debemos, informar y educar a nuestros hijos para que utilicen internet de forma responsable, hay que enseñar a los menores de que lo que se hace en Internet tiene las mismas consecuencias que lo que se hace en la vida real, concienciarles de que todas estas “actividades delictivas” no resultan “tan baratas” como se imaginan.

Pero para ello tenemos, y debemos, concienciarnos e informarnos nosotros mismos primero.

CONSECUENCIAS

Las medidas susceptibles de ser impuestas a los menores quedan establecidas en el artículo 7 de la Ley (ver)

Pero en líneas generales las medidas que pueden imponer los Jueces de Menores, pueden ser cualquiera de las siguientes:

  • Internamiento en régimen cerrado.
  • Internamiento en régimen semiabierto.
  • Internamiento en régimen abierto.
  • Internamiento terapéutico.
  • Tratamiento ambulatorio.
  • Asistencia a un centro de día.
  • Permanencia de fin de semana.
  • Libertad vigilada.
  • Obligación de someterse a programas de tipo formativo
  • Prohibición de acudir a determinados lugares
  • Prohibición de ausentarse del lugar de residencia sin autorización judicial
  • Obligación de residir en un lugar determinado.
  • Obligación de comparecer personalmente ante el Juzgado de Menores o profesional que se designe
  • Cualesquiera otras obligaciones que el Juez, de oficio o a instancia del Ministerio Fiscal, estime convenientes para la reinserción social del sentenciado
  • Convivencia con otra persona, familia o grupo educativo.
  • Prestaciones en beneficio de la comunidad.
  • Realización de tareas socio-educativas.
  • Amonestación.

ALGÚN EJEMPLO

Y muchas otras noticias que podemos encontrar en los medios de comunicación en las que tanto las víctimas como los autores son menores, lo siguientes casos se han extraído de El blog de e-Legales.

  • Dos adolescentes roban la identidad a un internauta para sextorsionarle en una red social
  • 5 mil euros de multa por burlarse de una desconocida en una red social
  • Un menor madrileño acusado de dos delitos por realizar grooming a una compañera del instituto
  • Acusados de extorsión dos menores por atraer adultos con anuncios falsos de prostitución en Internet
  • Condenado por burlarse de un compañero en Tuenti
  • Imputados 6 jóvenes por un delito al honor tras colgar un montaje de una joven en Tuenti

¿Suficiente?…

Como veis en esta entrada no he utilizado mi “rutinaria” ironía ni sentido del humor para haceros llegar este mensaje, puesto que considero, que la GRAVEDAD de este problema requiere absoluta seriedad para ser transmitido dado su desconocimiento generalizado por adultos y menores

Esta vez más que nunca…

X1Red+Segura Información + Educación

El Blog de Angelucho está nominado en los Premios Bitácoras dentro del apartado “Mejor Blog de Seguridad Informática”. Si te ha gustado esta entrada y quieres votar por este blog, o cualquier otro, puedes hacerlo de forma gratuita pulsando en el siguiente botón. GRACIAS!!!

Nos vemos en la red

Fuente: #opinionpersonal noticias.juridicas.com Blog de e-Legales ideal.es

NOTICIA: Pedofilia en la red 17 de octubre de 2012

Posted by elblogdeangelucho in Alertas / Noticias, Consejos, Menores en la Red, Peligros.
Tags: , , , , , , , ,
add a comment

   La pedofilia y la corrupción de menores a través de Internet se han convertido en  las principales ciberamenzas, aunque no las únicas,  para nuestros menores. Ayudándose de las nuevas tecnología esta “calaña”, ha encontrado la forma de satisfacer sus instintos más depravados y oscuros, violando la intimidad de nuestros hijos que navegan alegremente por la red ante la despreocupación de los padres en la tranquilidad de que los niños se encuentran protegidos en la “falsa soledad” de sus habitaciones.

   Existe una errónea creencia que relaciona los peligros de la red directamente ligados al uso de un ordenador, pero debemos concienciarnos que un ordenador hoy en día no es un monitor y una “CPU” o un ordenador portátil. Hoy en día cualquier videoconsola, y no necesariamente de última generación, o un Smartphone es un medio de conexión a Internet y por consiguiente una desconocida fuente de peligros para nuestros menores.

   Recientemente ha saltado a la noticia la detención de un ciberdepredador, reincidente, viejo conocido de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y que alardeaba sin complejos de ser el mayor pedófilo de Europa.

   Su actividad la llevaba a cabo utilizando una videoconsola, donde contactaba con los menores a través de los juegos online, donde ganaba su confianza para luego lanzar sus campañas de coacciones y amenazas a al menos 50 niños de entre 7 y 12 años.

   Ver noticia en :

http://ccaa.elpais.com/ccaa/2012/10/15/catalunya/1350303993_821510.html

   Me gustaría que esta fuese la última vez que leo este tipo de noticias, y que entre todos podamos erradicar estos actos en la red y podamos decir… “¡Lo hemos conseguido!, ningún niño más va a ser abusado en Internet porque todos los padres, tutores y resto de internautas estamos concienciados y JAMÁS dejaremos solo a un menor en la red sin la protección que necesita”

   ¡Qué bonito es soñar! ¿Verdad? Si topas con un personaje de estos en la red ¡DENÚNCIALO!

Información + Educación #1Red+Segura

Nos vemos en la Red

MENORES EN LA RED: Las fuentes del peligro 2 de septiembre de 2012

Posted by elblogdeangelucho in Artículos, Menores en la Red, Peligros.
Tags: , , , , , , ,
10 comments

    En líneas generales, los principales riesgos a los que se enfrentan los menores en la red ya los hemos tratado en este blog, son los que presentamos como los 3 ING,s, Grooming, Sexting y Ciberbullying, (ver entradas).

   Presentamos en las distintas entradas como detectarlos, como evitarlos y como luchar contra estos riesgos.

   Veíamos que el grooming era producto de la actividad de los ciberdepredadores para conseguir ver realizadas sus más perversas fantasías  sexuales, en las que siempre aparecen como protagonistas los más desprotegidos, los niños.

   Hablábamos de los peligros del sexting, actividad que iniciada por los menores podría conllevar a escenarios de extremo peligro, enlazándose con grooming o ciberacoso.

   También quedaron claras las graves consecuencias del ciberbullying, tanto psicológicas para la víctima, como penales para el autor. Apuntábamos que el ciberbullying era considerado como tal cuando tanto el autor como la víctima eran menores, puesto que si no fuese así adoptaría el nombre de ciberacoso, aunque sinceramente me da igual que me da lo mismo, como se suele decir, las consecuencias son las mismas salvo por la gravedad que las “figuras” protagonistas recaen en menores en el primero de los casos.

   Estos tres ING,s, han sido presentados como peligros hacia los niños, pero ni que decir tiene que los tres pueden darse también entre adultos, en ese caso le pondríamos otros nombrecitos, sextorsión, ciberacoso, y vete tú a saber cuántos nombres más, y si son términos de origen anglosajón mejor, por aquello que “visten más”, pero no me quiero alejar de el motivo de este artículo, ¡PROTEGER A LOS NIÑOS EN LA RED!

   Una vez conscientes y conocedores de los principales peligros que acechan a nuestros hijos en la red, creo que sería conveniente que conociésemos el origen de todo esto, donde comienza todo y porqué.

   Si sirve de algo mi humilde opinión al respecto, creo que el origen de los peligros a los que se enfrentan nuestros pequeños se podrían englobar en tres grupos diferenciados.

  1. Por los contenidos que pueden llegar a consumir los menores
  2. Por la interacción de los menores en la red con otros internautas
  3. Por la falta de conciencia a la hora de proteger su propia seguridad y privacidad.

Contenido inadecuado en Internet para menores

   Es evidente que Internet es una herramienta educativa de bondades incalculables, que facilita a todo tipo de usuario,  una gran cantidad de información y contenidos, especialmente importantes en el proceso de aprendizaje de los niños.

   Discernir en cuanto al tipo de contenidos que pueden consumir los niños creo que no debería ser un problema para ningún padre o educador, puesto que, como adultos, deberíamos ser conscientes de los contenidos que pueden ser perjudiciales e incluso peligrosos para ellos.

   Creo que el principal problema al que nos enfrentamos es que los menores no son  conscientes en muchas ocasiones de los riesgos que conlleva el consumo de contenido adulto, en este caso en internet. En internet no existe la “censura” por lo que contenidos relativos a la pornografía, violencia, temas de anorexia, contenidos xenófobos, drogas, sectas, etc, están al alcance de todos en internet, y también de los niños.

   Contenidos que pueden ir más lejos que el mero “consumo” de material inadecuado para un niño, puesto que incluso pueden poner en peligro sus vidas (paginas de anorexia y bulimia), así como las llamadas páginas de muerte, que incitan al suicidio, juegos online de extrema violencia, son claros y peligrosos ejemplos.

   Muchas veces esto es consecuencia del total desentendimiento hacia los niños, de la ausencia de la figura adulta que supervise y proteja la actividad del menor en la red, de la ausencia total del llamado CONTROL PARENTAL.

   Pensaréis que llegar a estos contenidos es muy complicado para un menor, pero estáis muy equivocados. Con apenas tres clics de ratón un niño que comienza su navegación en una página de sus dibujos animados preferidos, puede llegar a este tipo de contenidos peligrosos e inapropiados.

   Podéis hacer la prueba vosotros mismos, seguro que ya habréis comprobado en alguna ocasión que muchas páginas web se sirven de anuncios online o banners que, con el pretexto de hacer publicidad, cuando lo que en realidad están haciendo es conducir al internauta a alguna página pornográfica, o de juegos online.

   En este aspecto es muy importante el controlar para proteger de los contenidos que pueda llegar a visitar el menor en internet.

   Pero como casi siempre vamos a intentar  proporcionaros solución a este problema, es algo que seguro no habéis oído hablar nunca y además difícil de pronunciar, me refiero al CONTROL PARENTAL.

Interacción de los menores con otros internautas

   Otra fuente de peligrosidad a la que se enfrentan los niños es su propia “actuación” en la red. Desde la llegada de la Web 2.0 han proliferado numerosas salas de chat, juegos online, redes sociales y mundos virtuales especialmente dirigidos a los menores.

   Si leísteis el artículo “Radiografía de un Ciberdepredador”,  recordareis que presentábamos a estos “monstruos” como verdaderos cazadores, y poníamos algún símil con los cazadores o pescadores que buscaban sus presas en su “hábitat natural”. Recordareis también que decíamos que estos depravados buscaban a sus víctimas en salas de chat, páginas web, juegos y redes sociales frecuentadas por menores.

   Además del grave riesgo de los crímenes sexuales que acechan en la red, queda claro que los menores y adolescentes en la actualidad están más fuertemente motivados a comunicarse on-line que cara a cara, cuantos más amigos tengan en sus perfiles de redes sociales más “guays” son en su círculo “real”. En la mayoría de los casos el concepto de amistad está totalmente desvirtuado, considerando amistad a cualquier persona que solicite ser agregado en su perfil, y dada la facilidad de comunicación en la red, esta persona comienza a ser desde ese momento su principal “confesor”

   También es lógico el contacto entre menores que se conocen en un círculo real (colegio, residencia, actividades lúdicas, etc), esto potencia el conocer virtualmente al amigo del amigo del amigo, es decir, a nadie. Incluso este forma de “Ciberamistad” conlleva y potencia la tiranía que todos llevamos dentro en algunas ocasiones, y aprovechando, o bien el falso anonimato que nos da la red o bien la falsa impunidad que nos proporciona poden llegar a ser tanto víctimas o autores de actividades con graves consecuencias para ambos (hablábamos anteriormente del ciberbullying y sexting)

   Por ello es muy recomendable la educación, inculcar al menor que debe comportarse como lo haría en la vida real, y que ante cualquier problema que le pudiera surgir tiene a sus padres y profesores para ayudarle y para subsanar el problema sin la necesidad de llegar a “males mayores”

   Pero como casi siempre vamos a intentar  proporcionaros solución a este problema, es algo que seguro no habéis oído hablar nunca y además difícil de pronunciar, me refiero al CONTROL PARENTAL.

Falta de conciencia en cuanto a seguridad y privacidad en la red

   En los apartados anteriores ya hemos visto que muchas veces por ingenuidad, y otras por la falta de conciencia ante la importancia de proteger su propia privacidad, los menores facilitan alegremente su más preciado tesoro en internet, su privacidad en perjuicio de su propia seguridad  y la de su entorno, facilitando información que solo debería ser conocida por los círculos más próximos poniéndose, en ocasiones, en grave peligro así mismo e incluso a su propia familia.

   Los conocidos como “ciberdepredadores”, empleando técnicas psicológicas de ingeniería social , y utilizando falsas identidades, se acercaban al menor ganándose su confianza poco a poco, una labor muy trabajada y meticulosa que tiene como único fin el mantener conversaciones privadas con el niño para conseguir sus propósitos, a veces virtuales pero en muchas ocasiones logran citarse con los pequeños para llevar a cabo sus peores propósitos. Por otro lado tarea fácil para el ciberdepredor, dado que se aprovechan de la ingenuidad de los críos para conseguir de ellos información personal tanto de ellos como de sus familias, para que a posteriori sea más sencillo contactarlos y localizarlos

   Hablábamos de la facilidad de comunicación de los menores y adolescentes por internet con otros internautas, superando el interés de la comunicación online a la comunicación personal.

   Para un menor o adolescentes, lamentablemente, en muchas ocasiones su éxito social se basa en la gran cantidad de amigos que tiene en la red, personas que en su vida real no tendrían ninguna cabida, pero en la red “todo vale” posiblemente para compensar el vacío de “habilidades sociales”, por lo que se ven incentivados a proporcionar más información sobre sí mismos a sus amigos virtuales, ante el convencimiento de que cuanta más privacidad comparten mas amigos tienen, y más amigos son.

   Es muy recomendable hablar con los pequeños de los peligros que pueden entrañar ciertos comportamientos en internet, advertirles de las “falsas” amistades den internet, advertirles que si desconocidos intentan conversar con ellos en internet deben eludirles y contárselo a sus padres o profesores, que si por cualquier motivo llegasen a participar en esas conversaciones, con desconocidos o con esos “falsos amigos”, nunca deben dar información personal y de localización (como dirección, teléfono, nombre del colegio o lugares que frecuentan).

   Por supuesto, ni que decir tiene que, bajo ningún concepto deben enviar fotografías suyas o de sus familiares, vestidos o desnudos, y aconsejarles que siempre se debe utilizar un pseudónimo o nick que no le identifique por su nombre, edad, residencia, etc.

   En otras ocasiones los adolescentes pretenden mostrar un perfil más adulto en Internet de lo que realmente son, o bien para eludir la imprescindible mayoría de edad exigida en ciertos medios, en redes sociales como Tuenti y Facebook es necesario tener al menos 14 años para crear un perfil, y que no es de fácil comprobación. O bien ante la búsqueda de los desconocido ante ciertos contenidos adultos y que solo siendo “más mayores” pueden acceder.

   Pero como casi siempre vamos a intentar  proporcionaros solución a este problema, es algo que seguro no habéis oído hablar nunca y además difícil de pronunciar, me refiero al CONTROL PARENTAL.

   No, no me he confundido, el párrafo anterior está repetido tres veces a lo largo de este artículo, es cierto, como siempre digo, que internet tiene muchos peligros, pero también nos ofrece, a todos, muchas bondades, y a los más pequeños también como enorme fuente de educación e información.

   No os olvidéis de la importancia del CONTROL PARENTAL siempre que un niño se acerque a un ordenador. (ver entrada Menores en la Red: Control Parental o Espionaje Parental)

Y como siempre os digo:

INFORMACIÓN + EDUCACIÓN = Una red más segura

Nos vemos en la red.

FUENTES: revista.proteccioninfantil.net #opinionpersonal

Menores en la Red: En verano aumenta el peligro para los menores 23 de julio de 2012

Posted by elblogdeangelucho in Artículos, Consejos, Menores en la Red.
Tags: , , ,
4 comments

Con la llegada del verano y el tiempo de asueto, los niños disponen de mucho más tiempo libre para dedicarse a sus aficiones.

Ha cambiado mucho el cuento, los padres ya no tenemos que estar en la ventana pendientes de ver con quien está jugando nuestro hijo, o si le surge el más mínimo problema. Nuestros hijos han dejado de ser tan “callejeros” como lo éramos nosotros y ahora se “entretienen” con sus ordenadores, consolas y smartphones en la tranquilidad de sus habitaciones y para la “falsa” tranquilidad de los padres.

Ahora, en la era de la comunicación, nuestros hijos son especialistas en la socialización, tienen cientos de “amigos” con quien hablan y comparten confidencias en redes sociales, en medio de una partida de sus juegos online preferidos o a través de los programas de mensajería instantánea instalados en sus teléfonos móviles de última generación.

Son especialistas en el uso y disfrute de las nuevas tecnologías, tengamos en cuenta que han nacido a la par, son realmente “nativos digitales”, verdaderos expertos en “maquinitas y aparatos varios”, gozan del control absoluto de las nuevas tecnologías y de sus herramientas, ¡ellos han inventado “el internet”!

Por el contrario nosotros, los “inmigrantes digitales”, no nos enteramos “de la misa la mitad”, no tenemos ni idea de “tuentis, facebús o jabús”. Esa es la idea que tienen nuestros hijos de nuestro conocimiento de las nuevas tecnologías, y esa es precisamente la idea que tenemos que quitarles de la cabeza. Para ello tenemos que empezar por “educarnos” nosotros mismos.

¿Tenemos razón para preocuparnos? Sí. ¿Tenemos razón para desesperarnos? No. A modo de ejemplo: en el tema de Internet, podemos parecer turistas, y nuestros hijos autóctonos de la red. Por ello debemos familiarizarnos con todo esto tan nuevo para nosotros, y no hace falta convertirnos en expertos en la materia para proteger a nuestros hijos.

Como de costumbre no quiero ser ni parecer alarmista ni detractor de internet, al contrario, como internauta que soy, desde los principios de internet, abogo por los numerosos beneficios de la red en todos los aspectos, tanto culturales y educativos como sociales y comunicativos, pero que como se suele decir en el sabio refranero español “por un garbanzo negro se estropea el cocido”.

¡Pues no estoy de acuerdo!, simplemente quitemos ese “garbanzo negro” de internet para que nuestros hijos puedan disfrutar de sus bondades, y nosotros de la tranquilidad de saber que nuestros hijos están seguros en la red, y para ello no necesitamos hacer ningún máster como expertos informáticos para poder protegerles, simplemente debemos acabar con la llamada “brecha digital” entre padres e hijos y ser conocedores de los peligros a los que se pueden enfrentar en el mundo “virtual” como conocemos los peligros que les acechan en el mundo real.

Los padres no siempre somos conscientes de los peligros que entraña la Red, aunque tenemos, en ocasiones, una cierta percepción de inseguridad, se ha repetido en este blog, y en varias ocasiones, el peligro de la “falsa soledad” en internet de nuestros menores, el peligro de que nuestros hijos puedan ser víctimas de un ciberdepredador que les acose mediante las técnicas del conocido “Grooming”. O simplemente que ellos mismos sean víctimas dentro de su propio círculo o incluso los causantes del problema en los casos de “Ciberbullying” o “Sexting”, los tres peligros “ING” de los menores en la red.

Conscientes de estos tres peligros “principales” es hora de abordar otros peligros de los que no tenemos consciencia pero no por ello se convierten en menos graves.

Me refiero a las experiencias verdaderamente negativas, como por ejemplo durante la navegación, con no más de tres clicks de ratón un menor puede llegar al visionado de imágenes fuertemente pornográficas o violentas. Sólo el 45% de los padres conoce las experiencias negativas que sus hijos han sufrido en uno u otro momento en la Red. El problema es que más del 60% de los menores afirma haber tenido experiencias desagradables y negativas.

Muchos padres ni siquiera saben que, aunque sus hijos dediquen poco tiempo a navegar por Internet, luego dejan el ordenador encendido descargando contenidos, mientras que los padres permanecen totalmente ajenos al contenido que se descargan. Recordemos los “extintos” videoclubs, en ellos encontrábamos distintas secciones y temáticas, en internet pasa igual, podemos disfrutar de los mejores contenidos de animación infantil pero también de las temáticas más duras y atroces de las que jamás podríamos imaginar.

Cambiar las reglas del juego

Los peligros en Internet aumentan conforme crece la exposición de los menores a la Red sin una adecuada supervisión por parte de los adultos, como sucede durante el verano. Por otro lado, esa falta de supervisión puede además provocar que los niños hagan usos inadecuados o poco responsables de la Red. El verano es un momento ideal para cambiar las reglas del juego.

Para los especialistas, la clave del éxito está en el diálogo. Los menores deben saber que pueden confiar en los padres en todo momento, y que van a tener su apoyo. Muchos menores no les cuentan a sus padres los problemas que tienen en Internet por temor a irritarles.

El ordenador debe estar situado en una sala pública como el salón, o una habitación de uso común, aunque eso no va a garantizar que el menor acceda a Internet a través de los ordenadores de los amigos, o los de un cibercafé o biblioteca. Por otro lado, los padres muchas veces olvidan que el teléfono móvil es una vía de acceso a Internet cada vez más habitual, y que los riesgos que se corren con el teléfono móvil son similares a los de un ordenador conectado a la red. Por eso es conveniente revisar habitualmente la factura telefónica y la actividad de la cuenta de los menores, y además establecer un lugar común, por ejemplo una mesita auxiliar en el salón, donde se recarguen juntos los teléfonos de padres e hijos. Que en ningún caso se los lleven a solas a la habitación por las noches.

No se trata de prohibir Internet. Esta medida sólo trasladaría el problema a otros ordenadores. Es mejor explicar a los hijos por qué no deben acceder a determinadas páginas, y qué peligros les acechan si desarrollan determinadas conductas que ellos creen inocuas, por ejemplo, proporcionar información personal en las redes sociales. Hay que dejarles claro de forma razonada que si ponen muchas fotos de la casa, escriben su dirección, y dicen que se van de vacaciones, hay muchas posibilidades de que al volver no queden ni las bisagras de las puertas.

Por suerte, en esta lucha contra los peligros que amenazan a los menores en Internet, los adultos tienen a la tecnología de su parte. Todos los ordenadores domésticos deberían tener instalado un antivirus y un cortafuegos, porque sólo así se evita que el ordenador sea pasto de redes de ordenadores zombies que usarán la máquina para cometer todo tipo de delitos.

Se les puede explicar a los menores que no conviene que visiten ciertas páginas, pero además el acceso a esas páginas se puede bloquear desde el control de contenidos de navegador o desde un programa de control parental.

De igual manera, es posible establecer un horario de uso. Los programas de control parental permiten fijar la franja horaria en la que puede navegar el niño. Para ello cada hijo deberá tener una cuenta de acceso de usuario con privilegios limitados, ¡JAMÁS COMO ADMINISTRADOR!

Gran parte de los archivos que circulan en las redes de intercambio P2P están contaminados, incluyen programas espía, troyanos, virus y, en muchos casos, el contenido real no tiene nada que ver con el título.

En verano no demos vacaciones a nuestro sentido común, no bajemos la guardia y pongamos en peligro a nuestros menores, potenciemos el uso responsable de internet y como siempre…

Informando y educando podemos hacer que internet sea un lugar más seguro

Nos vemos en la Red

Fuentes: elconfidencial.com, watchtower.org , Opinion Personal

Menores en la Red: Los tres Peligros y sus Responsabilidades 14 de junio de 2012

Posted by elblogdeangelucho in Artículos, Consejos, Menores en la Red, Peligros.
Tags: , , , , ,
4 comments

  En esta entrada voy a hacer un pequeño resumen de una charla que día recientemente colaborando con la Fundación Alia2 sobre los peligros de los menores en la red, en ella tratamos los tres peligros principales a los que se enfrentan nuestros menores en la red, denominados por algunos como “Los tres ING” por la terminación del termino que los identifica.

   Cuando hablamos de los peligros en la red, en la que son víctimas los más pequeños, rápido nos viene a la cabeza la figura del “ciberdepredador” comentada, analizada y radiografiada en este blog.

   Es cierto que los peligros que corren los menores ante boylovers, pedófilos o pederastas revisten un grave peligro, muchas veces irreparable para el menor y por ello tenemos que estar siempre “ojo avizor” ante esta calaña, conociendo sus movimientos en la red para evitar que consigan sus objetivos.

Ciberacoso Sexual hacia Menores (GROOMING)

 

 

   Esta acción podría catalogarse como el primer ING, el GROOMING. Esta actividad encaminada a acosar sexualmente al menor es siempre cometida por un adulto hacia un menor que, ayudándose de las nuevas tecnologías, una ganada la confianza y creada una conexión emocional  con el niño, encamina toda su actividad a iniciar con el niño una relación sexual, primero virtual y posteriormente física, no dudando en coaccionar y amenazar al menor con el único fin de conseguir su objetivo.

   La peligrosa pedofilia no es el riesgo más frecuente para los niños en Internet.

   Tal vez exista una falsa creencia que nos ciegue para no ver otros peligros a los que se enfrentan los menores. Peligros con mucha mayor incidencia negativa durante el paso por internet de niños y adolescentes, El SextING y el CiberbullyING (los dos ING, s restantes).

   Mayor incidencia negativa no solo porque es mayor el número de casos, sino porque en muchos de ellos tanto el autor como la víctima suelen ser menores o adolescentes.

¿Qué es el «sexting»?

   Segundo ING, el «sexting» (contracción de sex y texting) comenzó haciendo referencia al envío de mensajes de naturaleza sexual y con la evolución de los teléfonos móviles, ha derivado en el envío de fotografías o vídeos de contenido sexual.

   Consiste en enviarse fotografías o vídeos erótico/sexuales  de uno mismo o reenviar los recibidos, a través de las nuevas tecnologías pero normalmente usando los teléfonos móviles.

   A priori, esta actividad normal en el mundo de los adolescentes, no reviste ningún peligro. Suelen ser imágenes tomadas, por norma general,  en el seno de una relación afectiva. Pero cuando esa relación se rompe…

   Lamentablemente estas imágenes terminan en internet, de forma descontrolada, debido al despecho que se tiene con la antigua pareja, y es aquí cuando empieza el problema. Esas imágenes que circulan libremente por la red pueden caer en manos de cualquiera, y esto es un verdadero peligro ante el cual la mayoría de los menores son inconscientes, el enviar fotografías explícitas pueden ser armas utilizadas por ciberdepredadores, con el peligro añadido que una fotografía puede aportar más datos que los que solo se ven.

   Una fotografía puede contener, en la información oculta (metadatos), los datos exactos de donde se tomó la misma, un Smartphone es capaz de guardar esa información en las fotografías que se hacen con este tipo de terminales.

   La publicación de los contenidos, por terceras personas y de forma descontrolada, puede ocasionarle a los menores graves problemas emocionales y psicológicos

¿Qué es el «Ciberbullying»?

   Para terminar voy a explicaros el tercer ING. El Ciberbullying

   Según el Instituto Nacional de Tecnologías de la Comunicación (INTECO) define que el ciberbullying supone la difusión de información lesiva o difamatoria en formato electrónico a través de medios de comunicación como el correo electrónico la mensajería instantánea las redes sociales, la mensajería de texto a través de teléfonos o dispositivos móviles o la publicación de vídeos y fotografías en plataformas electrónicas de difusión de contenidos.

   El anonimato, la no percepción directa e inmediata del daño causado y la adopción de roles imaginarios en la Red convierten al ciberbullying en un grave problema

     Es una práctica muy extendida en el ámbito escolar, que en ocasiones se sale de los conceptos y se hace extensivo a los adultos que están en este círculo del menor, haciéndose, lamentablemente, demasiado rutinario el acoso a los profesores.

   Como veis, hay algo más que pedofilia en la red que puede mermar la armoniosa actividad de los niños y adolescentes en la red, las tres ING,S las cuales pueden terminar, lamentablemente, con graves consecuencias para los críos, y en muchas de las ocasiones de forma irreparable.

   Hemos visto a los menores como víctimas y tenemos que cuidarlos, informando y educando para evitar que caigan en redes de ciberdepredadores o que sean el objetivo de las “peligrosas gracietas” de sus “exnovietes” o compañeros de actividades escolares. Todo esto lo podemos conseguir con un debido CONTROL PARENTAL. (ver artículo en el blog).

   Pero como ya habréis deducido, el peligro de las tres ING, s, no solo se queda en el menor como víctima, si no que, en muchos de los casos el menor o adolescente es también él responsable de estas acciones “delictivas”.

Menores Responsables Penalmente

   Cuando el menor, responsable o autor de las actividades de sexting o ciberbullying, en estos casos, muchas veces lo es por la creencia del falso anonimato que nos otorga la red, pero en la mayoría de las ocasiones lo hacen ante el convencimiento de que “¡Como soy menor no me pueden hacer nada! “

   Muy lejos de la realidad en ambos casos, en cuanto al anonimato es cierto que se pueden “camuflar” las conexiones a internet, aunque no siempre son efectivas y menos en estos casos.

   Pero lo que sí es cierto es que, en el año 2000 en España se promulgó una Ley Orgánica (5/2000) que regula la responsabilidad penal del menor, entendiendo como menor a las personas mayores de 14 años y menores de 18 y que serán responsables penalmente ante la comisión de delitos o faltas tipificados en el Código Penal o en leyes penales especiales, además responderán solidariamente junto a él, sus padres o tutores por los daños y perjuicios causados.

   Las consecuencias para el menor pueden ser internamiento en régimen cerrado, permanencia en centros especiales durante el fin de semana, libertad vigilada o la prohibición de acudir a determinados lugares

  Queda claro que ciertas acciones dejan de ser juegos o bromas para convertirse en serios problemas para los adolescentes, otro peligro añadido a los que ya de por si se exponen en la red.

   Sinceramente pienso que, como ya he dejado de manifiesto en otras entradas, estos problemas pueden mitigarse si desde el principio llevamos a cabo un buen CONTROL PARENTAL, que no es otra cosas que educar también en el uso de las nuevas tecnologías.

  Con un buen control parental no vamos a poder erradicar la pedofilia en internet, pero posiblemente evitaremos que nuestros hijos caigan en redes las redes de los ciberdepredadores si están concienciados y educados para poder evitarlos y denunciarlos.

   Puede ser que parezca alarmista con este tipo de entradas pero, al contrario, simplemente pretendo ser realista, y como realista que soy estoy convencido de que internet tiene muchísimas más bondades que peligros, pero que los debemos conocer para poder evitarlos y enseñar a nuestros hijos a hacerlo también.

   Hoy más que nunca…

Información + Educación = una red más segura

Nos vemos en la red

Fuentes: Fundación Alia2 , INTECO , Pantallas Amigas , Oficina de Seguridad del Internauta, y como siempre #opinionpersonal

 

Entrevistamos a KUKUGUA La red social más joven 30 de mayo de 2012

Posted by elblogdeangelucho in Artículos, Menores en la Red, Redes Sociales.
Tags: , , ,
1 comment so far

   Todas las entradas de este blog, relativas a los peligros que corren los menores en internet, terminan con un denominador común, en este caso con dos palabras claves CONTROL PARENTAL.

    Ha quedado claro que la intervención de padres, tutores y educadores es primordial a la hora de educar a los menores, incluso en el uso correcto de las nuevas tecnologías para evitar los peligros que acechan en la red a todos, pero en particular a los más pequeños.

    De paseo por la red di por casualidad con una persona que estaba trabajando con mucha ilusión en un proyecto, una herramienta de control parental que me pareció bastante interesante.

    Después de un tiempo de trabajo la herramienta ve la luz con el nombre de kukugua, su creador Juan Miguel Olmo.

 Juan Miguel, ¿Qué es KuKugua?

   KuKugua es una red social cuyo objetivo principal es proteger a los menores hasta que sean lo suficientemente maduros para desenvolverse en Internet sin riesgos.

¿Cómo nace KuKugua?

   La idea nació cuando me di cuenta de que no podía proporcionar a mi hijo de 8 años ningún medio seguro para comunicarse con sus amigos a través de Internet.

   Las herramientas existentes actualmente están diseñadas para mayores de edad, por eso cuando son utilizadas por niños es fácil que se produzcan casos de ciberacoso, child grooming, o sexting. Esta es la principal causa del aumento espectacular de delitos contra los menores en Internet que estamos viendo.

¿Que incluye KuKugua?

   KuKugua proporciona a los niños todas las herramientas que van a utilizar de forma habitual en Internet. Esta es la parte didáctica e incluye correo electrónico, chat, publicación de fotos, y publicación de contenido.

   También hay una parte de ocio compuesta por juegos on-line, y próximamente también dispondremos de series y películas.

¿Cómo protege a los niños en Internet?

   KuKugua no permite que los niños puedan comunicarse con contactos que previamente no estén autorizados por los padres. Los padres podemos conocer la identidad y al padre/madre de cada uno de los contactos de nuestros hijos en KuKugua.

Por otra parte, KuKugua nos avisa a los padres cada vez que se detecta una posible situación de riesgo. Por ejemplo, vocabulario inadecuado en el correo o en el chat, publicación de fotos o de páginas web.

¿Los niños se sienten espiados en KuKugua?

   La supervisión de los padres en KuKugua es completamente transparente para los niños. KuKugua solo avisa a los padres cuando existe una situación de riesgo. El objetivo es dar la oportunidad a los padres de analizar la situación y adoptar la medida educativa más adecuada.

¿Cuál es el fin de KuKugua?

   Proporcionar a los padres una herramienta gratuita a través de la cual podamos proteger, guiar y educar a nuestros hijos en el uso activo y seguro de internet.

   KuKugua es la primera red social que promueve y facilita la cibereducación en los niños, es decir,  el conjunto de actitudes, formas de actuar y conocimientos que permiten el uso responsable y racional de Internet.

   Yo creo firmemente en que la educación debe ser universal y gratuita, por eso los servicios didácticos y de protección que ofrece KuKugua son y siempre serán gratuitos.

 ¿A qué edad recomiendas el uso de Kukugua?

  Desde que el niño o niña empieza a demandar relacionarse con sus amigos a través de Internet y hasta que es un ciberciudadano/a, es decir, sabe que cosas son peligrosas en Internet y también sabe conducirse en Internet.

   Por edades, depende mucho de la persona, pero podríamos hablar que entre 8 y 14 años.

¿Como se financia  KuKugua?

   Utilizamos los cursos de formación a los padres en colegios para financiar el proyecto.

   En el futuro, espero que no muy lejano, podremos obtener ingresos  a través del módulo de juegos-on-line y de contenido audiovisual utilizando un sistema de micropagos y publicidad autorizada para todos los públicos.

¿Porqué es recomendado el uso de KuKugua?

   Porque es la única red social que proporciona a los menores las mismas herramientas que van a utilizar en Internet el resto de su vida pero dentro de un entorno controlado.

   Además de evitar contactos no autorizados, KuKugua nos da la oportunidad a los padres de intervenir para guiar y educar a nuestros hijos en situaciones comprometidas.

   KuKugua no es un juego, ni pretende entretener, aunque hay una parte de ocio. El objetivo de KuKugua es dar a los padres la posibilidad de cibereducar.

Hay que enseñar a los niños como usar el correo electrónico, los chats, la publicación y compartición de fotos y contenidos y la seguridad de usar buenas contraseñas.

   Hay que inculcar en los niños el respeto por los demás y el resguardo de la propia intimidad.

   Kukugua ayuda a los padres a conseguir todos estos objetivos.

Los contenidos que se suban a kukugua, ¿Dónde van a estar alojados? ¿Dispone Kukugua de sus propios servidores o utiliza servidores de alguna empresa?

   Los servidores de KuKugua son propios, ninguna empresa ni particular ajeno a KuKugua tiene acceso a los mismos.

Siguiendo con los contenidos, ¿desde kukugua se revisan los contenidos que se suben o son previamente los padres quien tienen que autorizar el colgar la información? ¿Qué tipo de prevención existe para que los niños no lleguen a tener acceso a “material” perjudicial para ellos o que no sean, ellos mismos, quienes pongan en la red contenidos que atenten contra su propia seguridad o privacidad, en incluso la de otros usuarios de kukugua?

   KuKugua no revisa la información que suben los usuarios a la red social. Como viene especificado en los términos de referencia del servicio, son los padres los responsables de la información que publican los niños, ya que un niño no puede compartir, ni publicar información sin el consentimiento del adulto.

  Recordemos además que los niños en KuKugua solo tienen acceso a la información que publiquen contactos que previamente han tenido que ser autorizados por los padres.

  Visto con un ejemplo, Yo como padre autorizo a ciertos amig@s de mi hij@ a venir a casa y relacionarse libremente con él/ella, sin embargo, si alguno de esos amig@s, tiene un comportamiento que a mi no me guste, no le permitiré entrar en casa.

   Aún así, KuKugua se reserva el derecho de cancelar las cuentas de cualquier usuario que hay subido información que sea ofensiva, dañe la imagen, o que no resulte adecuada para menores, o que sea negativa para el servicio que ofrece la red social.

   Aparte KuKugua aporta contenido en forma de Juegos on-line y próximamente en forma de videos. Este contenido lo revisamos cuidadosamente para que siempre sea adecuado a los niños.  Tanto juegos como videos, pueden exponer publicidad para todos los públicos, y esa publicidad puede llevar a otras páginas web que también hemos revisado como seguras, pero que no podemos garantizar que sean así siempre ya que no dependen de nosotros.

   Por esta causa, (y otras muchas) en KuKugua recomendamos la instalación de filtros de contenido (filtros de páginas web) a nivel de DNS, como el proporcionado gratuitamente por OpenDNS.

Para la utilización de Kukugua hay que pasar por un registro previo por parte del adulto, y posteriormente es el mismo quien da de alta a los menores “tutelándolos” en la red, por lógica cabe la posibilidad de que entre las personas que se registren pueda colarse alguien con fines malintencionados ¿tiene kukugua capacidad para detectarlo? ¿El registro conlleva una verificación de datos de alta?

   KuKugua se basa en un principio muy simple:

   Yo, como padre/madre, controlo completamente los contactos que se relacionan con mi hij@ en la red social.

   Es decir, aunque haya gente que entre mintiendo en todos los datos y además con malas intenciones, para relacionarse con otros niños, será necesario que los padres de esos niños se lo permitan.

   KuKugua presenta siempre la información sobre el niñ@ y su tutor/a (nombres y emails) cuando intenta contactar con nuestro hijo. Yo como padre/madre tengo el deber y la responsabilidad de asegurarme que esa persona es ser quien dice ser. Mientras no la autorice como contacto no podrá ver información o relacionarse con mi hij@.

   Expresándolo como una metáfora:

En KuKugua los padres ocupamos un papel importante como “agentes del orden” ya que el sistema nos permite controlar quien está jugando en nuestro parque y como está jugando. También tenemos el privilegio de admitir o expulsar en cualquier momento a aquellos jugadores que queramos.

 En supuesto de que se detecte algún problema, bien por los contenidos inadecuados o porque haya habido un acceso de alguna persona potencialmente “peligrosa” ¿cómo actuaría kukugua?

   Primero se verificarían los hechos y se almacenaría de forma segura toda la información relacionada con el suceso. Después, tal y como se especifica en los términos de referencia se cancelaría la cuenta del usuario/s y en función de la gravedad de los hechos se pondría en conocimiento de la autoridad competente y se ejecutarían las acciones legales pertinentes.

 En el caso de requerimientos Judiciales o Policiales, ¿podrá Kukugua responder a los mismos aportando la información necesaria para la identificación de quien utilice kukugua de forma ilícita? (datos de registro, contacto, logs de acceso, etc)

   Por supuesto. Al tener control total sobre la infraestructura de KuKugua podemos aportar toda la información que se nos requiera.

   Somos los primeros en aplaudir y alentar la magnifica labor que realiza tanto la Guardia Civil como la Policía Nacional combatiendo todo tipo de delitos contra los menores en Internet.

   Es por eso que estamos a su disposición para colaborar en todas las acciones que contribuyan a hacer un Internet más seguro para los niños.

Para finalizar ¿Qué tienen que hacer los padres para comenzar a utilizar Kukugua con sus hijos?

    Entrar en KuKugua y darse de alta a través del formulario para padres. Una vez registrados, recibirán un correo que les indicará como iniciar sesión en KuKugua.

La primera vez que inicien sesión se presentará un video que les explicará como continuar, como dar de alta a los niños y también como obtener ayuda en forma de video en cualquier parte de KuKugua.

 Muchas Gracias Juan Miguel, mucha suerte con tu proyecto y gracias por intentar hacer una red más segura

Pues ya habéis visto que es kukugua, sinceramente veo que es una utilidad muy recomendable para que los más “peques” den sus primeros pasos en las nuevas tecnologías de la mano de sus padres Y ADEMÁS GRATUITA!!!!

Click en la imagen para empezar a disfrutar de Kukugua

Recordar que INFORMACIÓN + EDUCACIÓN = una red más segura

    Nos vemos en la red


Menores en la Red: Control Parental o Espionaje Parental 28 de mayo de 2012

Posted by elblogdeangelucho in Artículos, Consejos, Menores en la Red.
Tags: , , ,
2 comments

Cuando, los viejos del lugar, empezamos a disfrutar de internet solo éramos conscientes de lo que las red nos ofrecía, pero no de los peligros que tras nuestros módems se escondían.

Hace quince años, inconscientes de nosotros, dejábamos solos ante el peligro a nuestros hijos, solos en sus habitaciones donde nada les podía ocurrir, estaban totalmente “controlados” y además entretenidos disfrutando de los contendidos de internet para menores. Nada les podría suceder y mientras tanto nosotros disfrutábamos de la tranquilidad en el salón viendo nuestra película favorita sin ser molestados.

En las entradas de este blog, en las que explicamos los peligros a los que se enfrentan los menores en internet (Menores en la Red), terminamos siempre con un consejo, de forma directa o indirecta siempre terminamos diciendo dos palabras: CONTROL PARENTAL

El control parental, en la mayoría de los casos, es confundido con una actividad digna del famoso “Agente 007” en misión espiar a nuestros hijos.

Pero esa idea se aleja completamente de la realidad.

¿Qué es el Control Parental?

Recordareis vuestras primeras salidas al parque, siempre acompañados de vuestros mayores, controlando que no tuvierais ningún problema y supervisando todo lo que hacíais, y sobre todo verificando que vuestros compañeros de juego fuesen apropiados.

Ya habréis leído, si seguís este blog, las míticas frases que nos decían nuestros mayores cuando empezaban a darnos “alas” y no nos mantenían tan “controlados”: “No hables con desconocidos“, “No aceptes caramelos de personas que no conozcas“, “No te subas al coche de un extraño“, “No abras la puerta a nadie mientras te encuentres solo en casa”.

En estos dos párrafos hemos descrito que es el famoso “CONTROL PARENTAL” como veis nada que ver con el espionaje, simplemente es una supervisión de la actividad de los menores hasta que son capaces de “volar” solos, y siempre tras un periodo de aprendizaje controlado.

¿Es posible el Control Parental en internet?

Es posible sin duda, simplemente tenemos que continuar la labor que hacían nuestros padres empleando métodos educativos y de información hacia nuestros hijos en su paso por la red, combinándolos con las nuevas tecnologías.

Supervisando, educando e informando, NO ESPIANDO sus movimientos en la red, esto podría ser perjudicial dado que el menor podría rechazar incluso la participación de sus padres en este tipo de actividades

En resumen, podemos utilizar dos tipos de control:

  • Control Activo: educando, informando y estando pendientes directamente de las actividades de nuestros hijos.
  • Control Pasivo: ayudándonos de “herramientas” específicas que controlen que nuestros hijos no accedan de forma involuntaria a contendidos impropios para ellos en la red.

La Fundación Alia2 (entidad sin ánimo de lucro que trabaja para proteger los derechos de los menores en Internet, fomentando un uso seguro y responsable de la Red) publicó un interesantísimo artículo “Límites en el uso de Internet: ¿Deben los padres controlar, vigilar o prohibir?” lo podéis leer íntegramente en el siguiente link

http://www.alia2.org/blog/entradas/limites_en_el_uso_de_internet___deben_los_padres_controlar__vigilar_o_prohibir_.html

¿Qué conseguimos con un Control Parental en internet?

En este apartado podríamos escribir muchísimo, por eso me voy a limitar a citar lo que he leído en http://control-parental.es.tl/

“Cualquier colectivo peligroso en el que a ningún padre le gustaría ver metido a su hijo está en internet.

Grupos antisistema, webs sobre anorexia, como cultivar drogas, armas, extremistas de izquierda o derecha, sectas religiosas, juegos de azar, apuestas deportivas, subastas on line, descarga de música y cine. Todos están ahí. Y los niños, y más a determinadas edades, no saben que es lo que está bien y mal. Que es verdad y que mentira. Y cuanto vale el dinero. Aquí no hay dos rombos para advertir. Prohibir no es la solución. El día de mañana va a necesitar utilizarlo. Y además, sus compañeros se están comunicando a través del Messenger y otros programas similares. Si se les prohíbe, se les está aislando.

No es nuestra intención crear alarma. La alarma ya está creada. En mayor o menor medida todos hemos oído hablar de problemas relacionados con Internet. Pretendemos informar y aconsejar posibles soluciones a los variados problemas que han ido surgiendo como consecuencia de un mal uso del ordenador.”

¿De qué herramientas disponemos para tener un buen Control Parental?

Hoy en día ya es impensable el tener un ordenador sin la protección de un antivirus. Sabemos que un antivirus, como hemos visto en este blog, no es suficiente para mantenernos libres de virus, tenemos que utilizar también el sentido común. Pues igualmente deberíamos concienciarnos, si tenemos hijos pequeños, que deberíamos siempre de disponer de herramientas específicas de control parental.

Son muchas las herramientas de que disponemos para poder ejercer un control parental más o menos eficiente, tanto de pago como gratuitas.

El Instituto Nacional de Tecnologías de la Comunicación (INTECO) ofrece en su página web un buen listado de útiles gratuitos.

http://cert.inteco.es/software/Proteccion/utiles_gratuitos/Utiles_gratuitos_listado/?idLabel=2230212&idUser=&idPlatform=

En la misma línea se encuentra la Oficina de Seguridad del Internauta (OSI) en su objetivo de fomentar la cultura de la seguridad en Internet entre los más pequeños. http://menores.osi.es/

Además de programas específicos, también podemos configurar nuestro navegador para bloquear sitios web o filtrar contenido perjudiciales para los niños:

También podéis utilizar una herramienta novedosa, muy interesante, en español y gratuita. Se llama KUKUGUA, es una red social, totalmente tutorizada y cuyo objetivo principal es proteger a los menores hasta que sean lo suficientemente maduros para desenvolverse solos en Internet sin riesgos. Engloba una serie de herramientas que van a utilizar de forma habitual en Internet (correo electrónico, chat, publicación de fotos, y publicación de contenido). Esta herramienta está desarrollada por un informático español concienciado de los peligros que corren los menores en internet sin control parental.

Podéis acceder a kukuga directamente en su web, estamos preparando una entrada específica dedicada a esta herramienta entrevistando al responsable del proyecto.

Como siempre terminamos la entrada con el “lema” de este blog, y hoy más que nunca

Información + educación = una Red más Segura

Nos vemos en la red

Fuentes: control-parental.es.tl , Mozilla Firefox, Microsoft, Google, Fundación Alia2, Kukugua, internet #opinionpersonal

PEDÓFILOS EN LA RED: Conozcamos su vocabulario 18 de mayo de 2012

Posted by elblogdeangelucho in Artículos, Consejos, Menores en la Red, Peligros.
Tags: , , , ,
add a comment

  

  En una entrada anterior PEDÓFILOS EN LA RED: Símbolos que los delatan hablábamos sobre la simbología mediante la cual podemos reconocer a los pedófilos en la red.

   Continuando con la idea que la información es la mejor forma de defenderse de estos “ciberdepredadores” a continuación os relaciono una recopilación de acrónimos utilizados en el mundo pedófilo para intentar pasar desapercibidos en sus conversaciones.

  • AF — Amigo adulto amigo (de un niño)
  • AL — Amante adulto
  • AOA — Edad de atracción
  • AOC — Edad de consentimiento (edad a la que uno puede legalmente tener relaciones sexuales, difiere según los países)
  • Novio BF — (utilizado principalmente acerca de las relaciones homosexuales)
  • BC  — BoyChat – chat de niños
  • BoyChatter – niño que chatea
  • bI (bi) — Bisexuales (atraídos por ambos sexos)
  • BL —  Boylover (una persona amante de los niños)
  • BLL — Amante boylover (un boylover en una relación romántica con otro boylover)
  • BLN — BoyLover.net  (foro de la comunidad boylover desarticulado en una operación internacional contra la pornografía infantil en la que también participó el Grupo de Delitos Telemáticos de la Guardia Civil)
  • BLR Boylover
  • BM – Momento especial
  • CG –Web o punto de reunión y de comunicación entre boylovers y girllovers
  • CL – Childlover ( una persona que ama a los niños de ambos sexos o miembro de un movimiento de unidad entre boylovers y girllovers )
  • CM  — (despectivo) abusador de menores
  • CP  — Pornografía Infantil (también KP)
  • CSA — Abuso sexual infantil
  • GL — Girllover (amante de las niñas)
  • GTG — Reunión real entre varios boylovers
  • PK  — de porno infantil, también CP
  • LB  — Niño querido
  • LBL – Amante de los niños pre-púberes (menores de 8 años) comparar con TBL
  • PRF — Informar de un problema (en BoyChat)
  • Sadvocate (despectivo) Persona que piensa que él sabe mejor que nadie acerca de los niños
  • SGL — amor del mismo sexo
  • Siggy  o sigpic — (Imagen opcional asociada con un apodo o Nick en un foro o chat)
  • SO — Delincuentes sexuales
  • SYF – Niño amigo especial, con este acrónimo los pedófilos definen a sus niños preferidos
  • TA (BRE) culo apretado, (AME), culo apretado (un término de Pokémon para sus detractores)
  • TBL — teenboy amante (que ama a los adolescentes); comparar LBL
  • TV — Travesti
  • YF — Joven amigo:
  • YIF — Joven amigo imaginario

Información + educación = Internet más seguro.

Angelucho

Fuente: Internet

MENORES EN LA RED: El peligro de la falsa soledad 17 de mayo de 2012

Posted by elblogdeangelucho in Consejos, Menores en la Red, Peligros.
Tags: , , , , , , , ,
5 comments

Estoy seguro de que los que nacisteis el siglo pasado, antes de la instauración de la “era internet” habéis escuchado de vuestros mayores los siguientes consejos: “No hables con desconocidos“, “No aceptes caramelos de personas que no conozcas“, “No te subas al coche de un extraño“, “No abras la puerta a nadie mientras te encuentres solo en casa”.

Eran otros tiempos en los que los padres nos educaban sobre los peligros a los que estaríamos expuestos si entablábamos relaciones con “desconocidos”.

Hoy sin embargo con Internet la cosa ha cambiado, abrimos la “puerta” de nuestra casa a cualquiera, inconscientes de los peligros a los que nos exponemos o simplemente porque no queremos verlos, y lo peor de todo, con nuestra “desidia”, exponemos a los peligros de la red nuestros menores.

¿Cuántas veces habréis “obligado” a vuestros hijos a que se fuesen a jugar a la habitación y de esa forma poder estar relajados en vuestro sofá disfrutando de esa película o de ese partido de futbol? Claro, es que en la habitación es donde menos molestan y donde más seguros están, no pueden correr ningún peligro, y ¡además tienen “el internet grabado” en su ordenador o Smartphone y se lo pasan genial navegando!

Como se suele decir que una imagen vale más que mil palabras os pongo un video de la Asociación Protégeles que hace una buena síntesis de lo que pretendo haceros ver.

Como veis, al abrir la puerta de nuestras casas con las nuevas tecnologías, exponemos de forma inconsciente a los menores a innumerables peligros que acechan en internet, y no solo como blanco fácil de posibles pederastas o pedófilos convirtiéndolos en objetivos de sus prácticas relacionadas con la prostitución y corrupción de menores (pornografía infantil, grooming, etc), sino que además pueden ser víctimas de vejaciones o amenazas, contra su propia imagen y contra su integridad moral que pueden provenir de su propio entorno de amigos o compañeros de colegio, y sufriendo con ello una fuerte intimidación psicológica con graves consecuencias (ciberbullyng), o simplemente, con no más de tres clicks de ratón desde una página web cuya temática sea los dibujos animados de moda o de su cantante favorito, pueden acceder a contendidos para adultos (sexuales, violentos, etc) o relativo a temáticas Pro-Anorexia o Pro-Bulimia en las que presentan estas actividades como los estilos de vida de moda.

Cada vez más, dentro de los círculos en los que se mueven los menores, se extiende más la comunicación entre compañeros y amigos utilizando las nuevas tecnologías, en Redes Sociales, salas de chats, mensajería instantánea o móvil, ¿pero sabemos quién se esconde realmente detrás de un “Nick” aparentemente de otro menor desconocido? Un “ciberdepredador” piensa como un cazador, no va a buscar a sus víctimas en chats de pedofilia porque saben que allí no encontrará menores, se va a dirigir a los lugares de los que sabe que son sus puntos de reunión, chats de series televisivas o de animación infantil, de artistas con gran calado entre los menores y adolescentes, o en chats de juegos online de moda.

Una vez “engatusados” los menores, puesto que han leído de su nuevo amigo exactamente lo que ellos esperan encontrar (son verdaderos especialistas en emplear técnicas de convencimiento e ingeniería social para llevar a buen puerto su engaño), son tentados a tener contactos más personales y privados invitándoles a contactar por otros medios más directos e íntimos como Messenger o WhatsApp. EL PRINCIPIO DEL FIN.

La mayoría de las veces somos nosotros mismos o, en este caso, nuestros hijos, quienes facilitamos la labor a los “malos” para saber todo de nosotros y tener un acceso más sencillo a nuestras propias vidas. Les ponemos las cosas demasiado fáciles aportándoles TODO, dejamos de un lado nuestra seguridad y privacidad haciendo públicos nuestros gustos, aficiones, nuestras imágenes, datos personales, cuando nos vamos de vacaciones y cuando volvemos, si iremos a la fiesta de moda, etc.

Imaginaros qué vais por la calle y un desconocido os aborda y os pregunta por vuestro nombre, dirección, aficiones, vuestra sexualidad, vuestros gustos,…etc. ¿se lo diríais?, pues ahora analizar vuestros perfiles o los de vuestros hijos en redes sociales y sobre todo el control de privacidad que tenéis/tienen para restringir el acceso a desconocidos. O simplemente analizar las listas de “amig@s” y valorar si lo son tanto como para tener tanta información personal sobre vosotros.

Seamos igualmente conscientes, y así debemos hacérselo ver a nuestros hijos, de que al igual que podemos/pueden ser víctimas en la red, el falso anonimato de internet puede convertirnos también en autores materiales de estos peligros hacia otras personas, y por consiguiente poder tener serios problemas legales. La ley no entiende de “virtualidades”.

Tanto padres como hij@s debemos tomar conciencia de los peligros que existen y tomar las medidas necesarias para prevenirlos. Aprendamos y difundamos a nuestros hij@s las grandes bondades y posibilidades que ofrece Internet, y al igual que hacían con nosotros, inculquemos unas normas y recomendaciones para que su experiencia virtual en la red no se convierta en un peligro generando nefastos problemas en su vida real.

Si habéis aguantado el “ladrillazo” hasta aquí estaréis conmigo en que todo se resume como siempre, en dos palabras:

CONTROL PARENTAL

Recordar que nosotros mismos somos nuestra peor vulnerabilidad en internet, pero también nuestra mejor protección y antivirus.

Angelucho

Fuente: http://www.protegeles.com , Internet, #opinionpersonal